Aitana y ‘Ni Una Más’

La cantante lanza un nuevo single que da voz a la desigualdad que sufren las mujeres

Todo lo que hace Aitana se convierte en un éxito indiscutible y, a pesar de no poder predecir el futuro, su nuevo single no será para menos a pesar de que ella grite “Ni una más“… Así se titula el nuevo sencillo de la ex-triunfita en el que a través de la música da voz a la desigualdad que sufren las mujeres con aspectos que, tristemente, son cotidianos a pesar del paso del tiempo, años y generaciones.

La canción superaba las 75.000 reproducciones en YouTube una hora después de haberse estrenado y publicado en todas las plataformas digitales. El videoclip del tema es un plano secuencia que empieza de noche con Aitana despidiéndose de unas amigas y con el teléfono móvil en mano con dos app abiertas: una de geolocalización y otra de mensajes (como podría ser, por ejemplo, Whatsapp) para comunicarse; con este gesto tan simple refleja una acción que la mayoría de mujeres hemos realizado a lo largo de nuestra vida para avisar si estamos bien o cuando llegamos a casa.

La cantante sigue caminando sola hasta que se cruza de frente con un hombre que, justo en el momento en el que se cruzan, provoca como reacción instintiva en ella el hecho de agarrar con firmeza las llaves que saca del bolsillo de su americana mientras canta los versos de “Sintiéndome insegura y aunque no lo soy, no ver tus intenciones me hace vulnerable”; otro triste acto reflejo a modo de posible defensa cara la incertidumbre, incomodidad y miedo de una escena cotidiana en la vida de todas.

Aitana esquiva personas o situaciones hasta llegar a un espacio oscuro estando sola… pero alrededor de ella hay muchas mujeres que la acompañan a subir las escaleras que llevan a un camino con más luz, claridad y esperanza: compañeras de su edición de Operación Triunfo 2017 como Ana Guerra o Lola índigo u otras de la industria musical como Zahara o Lidia Martínez, deportistas como Ona Carbonell, periodistas como Sara Carbonero, actrices como María Pedraza y un sin fin de mujeres que visten de lila, morado, malva o violeta aparecen en múltiples pantallas mostrando sororidad y comprensión a partes iguales.

Ser mujer no debería condicionar tener menos derechos y libertades en tu vida personal y profesional, tampoco determinar sentir el miedo, tener inseguridad y tratar de afrontar el asco de opiniones públicas sin derecho que no has pedido en situaciones completamente cotidianas o normales porque, de forma involuntaria, te ha tocado aprender a intentar ser valiente por tu identidad tratando de sobrevivir con un problema que te han apropiado simplemente por ser “ella”.

Ni una más quiere tener que soportar dudas y cuestiones de motivos injustificables como por ejemplo la ropa que decidas llevar, el lugar (de día o de noche) en el que te encuentres, la compañía o individualismo con la que decidas caminar… Ni una más quiere ver crecer la lista de víctimas por violencia de género… Ni una más quiere convivir con el machismo, sexismo y la desigualdad… Hay silencios que tragan mucho ruido y ‘Ni una más‘ quiere seguir callada.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s